¿Cómo Cambiar el Felpudo Guía de Una Persiana?

Las persianas son elementos imprescindibles en nuestras viviendas ya que son muy útiles para regular la entrada de la luz a un espacio. Al mismo tiempo, su uso es muy recomendable si buscas tener privacidad.

Y sabes que las persianas son muy resistentes y prácticas de utilizar, pero también requieren de mantenimiento para así garantizar un correcto funcionamiento.

Pues con el paso del tiempo algunos accesorios llegan a deteriorarse por lo que deben ser sustituidos para que siga funcionando adecuadamente. Y una de las partes que necesita mayor mantenimiento o un reemplazo frecuente es el felpudo o llamado también como burlete o felpa.

Así que si estas pensando realizar el cambio del felpudo por tu cuenta, en este articulo encontraras el paso a paso para cambiar el felpudo de la guía de una persiana.

Pasos para reemplazar el felpudo de una persiana

Para cambiar el felpudo de una persiana es necesario tener alguno materiales como: un felpudo nuevo para tu persiana, un destornillador plano o destornillador estrella. Con esos materiales estarás listo para cambiar tu felpudo de manera rápida y eficiente.

Desmontar la persiana y cambiar el felpudo

Para cambiar el felpudo guía de una persiana, es necesario desmontar la misma para lograr tener acceso cómodo a la guía de la persiana. Una vez desmontada, podrás apreciar el felpudo antiguo, el cual deberás retirar.

En ciertos casos podría resultar más cómodo retirar la guía de la persiana para tener mejor acceso al felpudo. Para ello necesitaremos los destornilladores. Los felpudos de las guías de las persianas suelen ser muy fáciles de retirar, solo necesitas deslizarlos hacia afuera de la misma.

Una vez el felpudo antiguo y desgastado haya sido retirado exitosamente, es importante recordar no retirarlos, pues son necesarios para cortar el felpudo nuevo a la misma medida. Luego es recomendable limpiar la guía muy bien para extraer cualquier impureza que se quede en ella. Ahora desliza el nuevo felpudo por el mismo lugar desde donde se retiro el anterior.

Este proceso se debe realizar en ambos lados de la guía. Cuando el felpudo nuevo quede en el lugar deberás llevar a cabo el mismo procedimiento en la guía de la persiana que se encuentra en lado opuesto.

Instalación de las guías y persiana

Algo muy importante que debes tener en cuenta es en asegurarte de cortar los felpudos exactamente con la misma medida que los anteriores. En caso contrario, no funcionarán correctamente. Cuando todos los felpudos hayan sido reemplazados, podrás volver a instalar las guías de una persiana. Puedes poner un poco de aceite en ellas para que así la persiana se deslice con mayor suavidad y no lastime el felpudo.

Una vez las guías se encuentren lubricadas podrás proceder a la colocación de la misma en su lugar. Puedes intentar abrirla y cerrarla un par de veces para así distribuir uniformemente el aceite entre la guía y la propia persiana. De esta manera habrás terminado de reemplazar los felpudos exitosamente.

¿Por qué es importante reemplazar el felpudo de las persianas?

Los felpudos cumplen una función muy importante en nuestros hogares, en especial en lugares de bajas temperaturas. Estas tiras están elaboradas de un material aislante que son colocados por lo general en puertas y ventanas para impedir el paso de polvo, frío o corrientes de aire.

Son muy útiles tanto en invierno como en verano, ya que tampoco permiten que la caleccación o el frío del aire acondicionado escapen, ayudándonos a ahorrar el consumo de energía. Además, también disminuyen las entradas de ruidos en casa.

Como a todo que se usa diariamente llegan a presentar inconvenientes, y también es el caso del felpudo pues vienen a desajustarse, despegarse y perder sus cualidades con el paso del tiempo.

Es por ello que es muy importante revisarlos y hacer un mantenimiento periódico para asegurarnos que se encuentran en perfectas condiciones para así prolongar su vida útil.

¿Cómo prolongar la vida útil de los felpudos?

Como lo dije anteriormente, con el constante uso de las persianas los felpudos se van desgastando poco a poco. Además de la exposición a la luz solar, lluvia y viento, en caso de ser colocados en el exterior de la persiana, puede acelerar su proceso de desgaste. Pero existen algunas alternativas a las que puedes recurrir para prolongar su vida útil.

Pero lo primordial es estar pendiente del mantenimiento de los felpudos. Puedes desmontar las persianas de vez n cuando para limpiarlos con una brocha delgada, además puedes colocar aceite nuevo dentro de las guías. Con ello minimizaras el impacto del roce constante entre el felpudo y la persiana.

Se aconseja abrir y cerrar las persianas con suavidad para así evitar desgarrar el felpudo. De igual forma sabrás cómo mantenerlo en buenas condiciones para maximizar su durabilidad.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 5 Promedio: 4)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Ver más

  • Responsable: Social World Plus S.L.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a webempresa.com que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.